gestionydependencia.com

PowerFrail, la app para medir la fragilidad en personas mayores

PowerFrail es una app para medir la fragilidad en personas mayores con la cámara del móvil.
PowerFrail es una app para medir la fragilidad en personas mayores con la cámara del móvil.
jueves 11 de febrero de 2021, 20:00h

PowerFrail es una app que permite medir la fragilidad en personas mayores y determinar de forma rápida y fácil qué enfoque terapéutico o preventivo es necesario adoptar.

PowerFrail es una app para medir la fragilidad en personas mayores desarrollada por el CIBERFES (CIBER de Fragilidad y Envejecimiento Saludable) del Grupo GENUD Toledo (Universidad de Castilla-La Mancha) y el Complejo Hospitalario de Toledo. Se trata de una herramienta de fácil manejo que permite analizar la potencia muscular de la persona para determinar su índice de fragilidad, lo que acelera un proceso de análisis que generalmente toma más tiempo.

Esta herramienta de salud digital realiza un análisis sobre la función física de la persona mayor utilizando la cámara del móvil: basta enfocar al paciente mientras se sienta y se levanta de una silla para que los algoritmos analicen la escena y puntúen la potencia muscular del usuario. Con ello, la aplicación después ofrece recomendaciones a los terapeutas o geriatras sobre el enfoque recomendado para prevenir o tratar la fragilidad detectada o prevista.

La app PowerFrail tiene en cuenta cinco parámetros: índice de masa corporal del sujeto, su equilibrio, fuerza de agarre, velocidad de marcha y grado de actividad física. Puntúa cada ítem de 0 a 50, lo que permite establecer una valoración global que determine el grado de fragilidad del usuario, lo que influirá en el enfoque terapéutico recomendado.

PowerFrail es una app para medir la fragilidad en personas mayores con la cámara del móvil

La ventaja que ofrece PowerFrail es su facilidad y rapidez de uso, así como el hecho de estar disponible para dispositivos móviles, lo que evita la necesidad de invertir en aparatos y equipos destinados a realizar estas mediciones. Asimismo, permite obtener un diagnóstico instantáneo, lo que acelera el enfoque y tratamiento, permitiendo una intervención temprana que pueda traducirse en una mejora de la calidad de vida y grado de movilidad del usuario.

La fragilidad en las personas mayores es uno de los grandes retos que tiene ante sí una sociedad cada vez más longeva. Esta condición, en sus grados más elevados, está relacionada con un mayor riesgo de caídas, fracturas y dependencia, al mermar la autonomía de las personas que lo padecen. Cierto grado de fragilidad es connatural a la edad, y por ello se hace necesario reforzar el estado de salud y una buena forma física durante toda la etapa adulta. De este modo, se puede evitar alcanzar un grado de fragilidad elevado que dificulte el día a día.

Con herramientas como PowerFrail, los terapeutas disponen ahora de una nueva forma de abordar esta problemática y mejorar la calidad de vida de las personas mayores gracias al uso de las nuevas tecnologías.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios