gestionydependencia.com

Entrevista a la presidenta de la Unión Democrática de Pensionistas y Jubilados de España (UDP)

Paca Tricio: “El comportamiento con los mayores no es precisamente maravilloso”

Paca Tricio es presidenta de la Unión Democrática de Pensionistas y Jubilados de España (UDP).
Paca Tricio es presidenta de la Unión Democrática de Pensionistas y Jubilados de España (UDP).
martes 16 de junio de 2020, 08:00h

La UDP arranca una campaña contra el maltrato a las personas mayores, un concepto que se manifiesta de múltiples formas y que contribuye a crear lo que han llamado ‘desesperanza de vida’, un concepto que representa de forma simbólica los años de nuestra vida que perderemos sufriendo situaciones que nadie tiene por qué sufrir.

¿En qué consiste la campaña contra el maltrato que está impulsando la UDP?

Empezamos el 15 de junio, Día Mundial de la Toma de Conciencia sobre el Abuso y el Maltrato en la Vejez. Hemos creado un indicador de ‘Desesperanza de Vida’, algo muy novedoso que permitirá conocer, a través de unas preguntas en un test disponible en www.desesperanzadevida.org, el tiempo de desesperanza de vida que le queda para que pueda intentar cambiar la situación.

¿Qué es la ‘desesperanza de vida’?

Es la parte mala de vivir. La esperanza de vida es vivir con calidad de vida, suficiente economía, sin soledad, etc. Es lo positivo a lo que queremos llegar. La desesperanza de vida, por el contrario, es vivir solo, el maltrato que puede hacerte tu entorno, el aislamiento social… Lo que no se conoce, no se puede arreglar. Por eso queremos llamar la atención sobre estos factores. Las personas mayores tenemos el problema de que el maltrato se suele realizar en el entorno familiar.

¿Es un término que también aplica a jóvenes?

Sí, el test lo puede hacer cualquier persona y obtendrá una cifra, que serán los años que tendrá de ‘desesperanza de vida’. Con ello queremos que la gente le intente poner solución, porque lo conoce. Es una suma de tiempo y cómo vas a pasarlo, con esperanza o con desesperanza. No tienes por qué quedarte pequeñita sin denunciar lo que te pasa, aunque las personas mayores generalmente no se atreven.

Yo comprendo que es una situación muy dura, pero el comportamiento con las personas mayores no es precisamente maravilloso en la ciudadanía. Somos seres invisibles con los que no se cuenta para casi nada. Se ve la edad más que la experiencia que tienes.

La vejez es negativa para mucha gente, y eso hay que erradicarlo porque además somos el segundo país con mayor esperanza de vida. Por eso, debemos tomar medidas desde las personas que están sufriendo eso, para que pongan coto y se quejen. Para que se planten.

¿Cree que la situación que se ha vivido en residencias durante las peores semanas de la pandemia puede cambiar la percepción que tiene la sociedad de las personas mayores?

Ha sido un aldabonazo, aunque haya sido tremendo y tristísimo. Tenemos el corazón roto, pero sí, quizás se haya encendido la bombilla al ver morir a tanto mayor sin atención. Porque morirse tiene que llegar, pero en condiciones; y si la situación clínica es compatible con la vida, hay que salvar a esa persona.

Ha sido todo tan feo y tremendo, que espero que tengamos otro tipo de cuidados con las personas. Hay que cambiar la forma de cuidar a las personas. Los mayores de ahora no son como los de antes, que vivían rodeados de familia.

¿Cómo se podría erradicar la soledad si hay familias que apenas tienen tiempo por el trabajo, la casa, los hijos…?

Las circunstancias de la gente joven hacen difícil poder compatibilizar continuamente la presencia de padres o abuelos en casa. Pero no hay disculpas porque hay mecanismos, yo me veo a través de la tecnología con mis hijas y nietos, que no viven en Madrid como yo.

Las personas con familias en soledad deben utilizar las redes, donde puedes tener conversaciones larguísimas con tus seres queridos. Y también está el teléfono. El problema es que, a veces, vivimos en una burbuja. Vivir en soledad no deseada es muy triste, y es de lo que más se quejan las personas mayores, más que de las pensiones bajas.

¿Podríamos considerar maltrato no hacer caso a una persona mayor de nuestra familia a la que no vemos o no llamamos?

Sí, es maltrato. El mayor lo siente como un abandono. Y el abandono es maltrato.

¿Y las personas que meten a un anciano en una residencia por comodidad propia y desentenderse de ella porque ya se ocuparán de cuidarla los profesionales del centro?

También, sobre todo si el mayor no quiere ir a la residencia. Y quienes le dicen a un anciano que si no les deja el piso no ven a los nietos, están maltratándolo psicológicamente. Hay mucho más maltrato psicológico que físico con los mayores.

¿Dará la campaña contra el maltrato de UDP consejos a la población para identificar estas formas de maltrato y poder frenarlas?

Llevamos 17 años haciendo campañas sobre maltrato a las personas mayores junto a profesionales, la Policía, sociólogos, psicólogos, abogados… Además, la campaña contará con el apoyo de Vicente del Bosque, Fernando Ónega, Ana Pastor… En diciembre presentaremos los resultados de la campaña y del estudio que hemos hecho en todo este tiempo sobre maltrato a los mayores.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (2)    No(0)

+

0 comentarios