gestionydependencia.com

La vacunación en residencias de mayores reduce drásticamente la incidencia del virus

Vacunación en residencias de mayores reduce la incidencia del virus.
Vacunación en residencias de mayores reduce la incidencia del virus.
lunes 01 de marzo de 2021, 08:00h

La vacunación en residencias de mayores está reduciendo drásticamente la incidencia del virus, cambiando la dramática tendencia que han vivido estos centros desde que se evidenciara la pandemia. Se empieza a ver la luz al final del túnel tras un año de sufrimiento.

La vacunación en residencias de mayores reduce la incidencia del virus. Así se desprende de los datos que empiezan a conocerse a medida que estos centros completan la pauta de vacunación entre sus usuarios y trabajadores.

El pasado 27 de diciembre comenzó el proceso de vacunación contra el coronavirus en residencias de mayores, con el histórico pinchazo a Araceli. Desde entonces, y dos meses después, la práctica totalidad de los centros de España han completado la pauta de doble pinchazo de las vacunas de Pfizer-BioNTech y Moderna, las reservadas para personas más vulnerables a las consecuencias del virus.

Ahora, los primeros datos estadísticos generados en España muestran un claro cambio de tendencia, como explica Kiko Llaneras en ‘El País’: las muertes se están reduciendo significativamente en las últimas semanas en comparación con personas que no viven en residencias de mayores. Algo cuya explicación podría estar en las vacunas: en los centros en los que se ha superado un 70 % de inmunizados, los casos son diez veces menores que antes de comenzar la vacunación. Entre trabajadores, la incidencia ha caído un 80 % en las últimas semanas, cuando España se encontraba en el pico de la tercera ola de contagios.

Vacunación en residencias de mayores reduce la incidencia del virus

Estos porcentajes, explica Kiko Llaneras, incluso han sido ‘traducidos’ a cifras que ayudan a comprender mejor la importancia de la vacunación contra la COVID-19: según Josep Maria Argimon, secretario de Salud Pública de la Generalitat de Cataluña, gracias a las vacunas se están evitando 600 muertes al mes en residencias de mayores. Es más, el 100 % de los vacunados está vivo, mientras que, entre no vacunados, se estima una tasa de mortalidad potencial de hasta el 2 %. En Cataluña, entre el 30 y el 40 % de las muertes por coronavirus se estaban produciendo en residencias de mayores. Ahora son apenas el 10 % del total.

Aunque todavía es pronto para ligar con certeza científica este cambio de tendencia a las vacunas, los datos que llegan desde países como Israel -el más avanzado del mundo en porcentaje de población vacunada- corroboran, o al menos apuntalan, esta idea. Allí, los casos graves de coronavirus son un 67 % menores entre mayores de 60 años, un 38 % bajos para personas que rondan los 50 años y un 16 % inferiores entre adultos jóvenes. Hay un estudio bastante esclarecedor que muestra cómo se han reducido en un 87 % las hospitalizaciones con COVID y un 92 % los casos severos.

Otro estudio, este realizado en Escocia, demuestra que el riesgo de hospitalización de personas vacunadas se ha reducido entre un 85 y un 94 %, cifras que oscilan en función de la vacuna administrada.

Aunque todavía queda por despejar incógnitas referentes a si una persona vacunada puede contagiarse y transmitir el virus, lo que parece quedar claro es que las vacunas salvan vidas, algo que se puede explicar de forma más concreta: la vacunación evita el desarrollo de la enfermedad, y por tanto de desarrollar una enfermedad grave que requiera hospitalización. Y esto, como no puede ser de otra forma, evita que las personas mueran por coronavirus. Por eso es perentorio que el proceso de vacunación cobre impulso e inmunice a más personas en menos tiempo. Nadie estará a salvo hasta que todos estemos a salvo.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios